La Asamblea General de las Naciones Unidas designó el 11 de Diciembre como el “Día internacional de las Montañas”. Con el fin de sensibilizar sobre la importancia que las montañas tienen para la vida, para destacar sus oportunidades y construir alianzas positivas que redunden en beneficio de los pueblos que las habitan
Las montañas están consideradas zonas desfavorecidas dado que las mismas sufren uno de los principales problemas del medio rural de forma más aguda como es el envejecimiento de la población y la despoblación. Poco son los jóvenes que, una vez que se han marchado a la ciudad, vuelven a sus localidades de origen.
Hoy, la Junta de Comunidades ha publicado una ley para paliar y apoyar las zonas desfavorecidas de la región, la mayoría en zonas de montaña de las provincias de Albacete y Cuenca, como mayor índice de paro y la mayor tasa de envejecimiento de la región. Ademas son zonas despobladas, solo recordar que Masegoso, en Albacete, apenas llega a 1 Habitante por kilómetro cuadrado.
La importancia de nuestras montañas radica en que mueve entre un 15 y un 20% del turismo, en que concentra importantes cuotas de biodiversidad y endemismos, además de ser el principal lugar para suministrar el agua a las ciudades.
El mantenimiento de esta riqueza, considerada tanto desde el punto de vista paisajístico y medioambiental como cultural, sólo es posible si se cuenta con una población rural viva que conserve el modelo tradicional de entender la interacción con el medioambiente.